Ir al contenido principal

Etiquetas: con respecto al Bud sex y los bromosexuales

 

[avatar user="Martin Soria" align="right"]Martin[/avatar]
Estuve leyendo una nota sobre el Bud sex, algo que está muy de moda por estos días,  o lo que es lo mismo: sexo entre hombres heterosexuales sin ningún tipo de afecto y siempre desde la clandestinidad. Desde mi experiencia creo que los hombres somos de por si visuales y cuando estamos mucho tiempo "entre machos" esto surge solo, algunos deciden jugar un picadito para después hacer tercer tiempo en el vestuario.



Siempre de alguna manera nos la terminamos arreglando para poder llegar a algún encuentro cercano con algún tipo. Esto ocurre en los vestuarios desde hace mucho, tal vez ahora se ha hecho publico gracias a los teléfonos con camaritas indiscretas y las redes sociales, pero créanme esto viene de antaño.
Sexo entre hombres ha habido desde el principio de los tiempos. Desde que se tenía un calentón tan fuerte que se calmaba con la única persona que se tenías a mano, por supuesto un hombre, o simplemente porque se atraían, se gustaban. En realidad no tengo ni idea, porque evidentemente no estaba allí. O tal vez si, en otra vida, claro.


Cierto es que algunos heterosexuales puedan sentirse atraídos por su mismo sexo en algún momento de su vida o por pura necesidad cuando solo se relacionan entre hombres, caso de las cárceles o en el ejército, aquí con mucho silencio. También es cierto que en la actualidad se vive la vida sexual con más apertura, sin tanto tabú y con ganas de experimentar lo antes prohibido.

En los vestuarios también pasa:


Entre los varones la imagen del post gym incluye algunos estereotipos: el tímido que se oculta de los desinhibidos, los ególatras que se jactan de sus atributos y aquel que se hace el “macho” para no revelar sus miedos. Estas imágenes anticipadas que abundan en la mente de los hombres condicionan la conducta real. Bajo el pudor o la vanidad se observa el cuerpo del otro. Conducta automática, premeditada o espontánea, en todos los casos algo de la curiosidad se impone en la mirada. Y es inevitable el cotejo, la crítica, y cierta jactancia cuando se gana en la comparación, porque aunque NO le gusten sexualmente los hombres, EL hombre mira para ver si la tiene más grande.



Nunca me han gustado las etiquetas. Me costó mucho admitir mi bisexualidad desde el grado que me puede excitar cuando me toca un hombre en un masaje o en un momento de mucho morbo. Nada más. Si a eso se le llama ser bisexual, lo soy. Si se le llama Bud Sex, lo practico. Si quieren nombrarlo como heterosexuales que tienen sexo entre ellos, también lo acepto. Si hay alguna otra forma de llamarlo por supuesto que me señalo. Aunque en realidad todos estos apelativos me suenan a excusa, a no querer aceptar en realidad nuestro ser completo, tal como es, y como ya saben no es mi caso.


Complejo desde luego. Etiquetar lo más natural del mundo no tiene sentido. Lo mejor es que vivamos en libertad, sintiendo aquello que más felices nos haga. Que importa si uno es gay, bisexual, hetero o lesbiana, si práctica el Bud Sex o es bromosexual, el bondage, el travestismo o la lluvia dorada. Hagas lo que hagas hazlo desde tu libertad, aceptando SIEMPRE quien sos.




Me parece patético querer poner nombres sobre nombres, etiquetas sobre etiquetas. Pero respeto las opiniones de los demás, por eso me gustaría conocer también sus opiniones. Siempre enriquece saber lo que opinan los demás sobre etiquetas que de una forma u otra nos señalan formando parte de nuestras vidas.

Comentarios

Pablo dijo…
Mira en mí experiencia me defino por así decirlo bisexual. Prefiero los tipos pero me la sigue parando una linda mina y me siguen dando ganas de estar con minas. Lo que veo muy seguido cuando estoy en el gabinete haciendo masajes, es una gran cantidad de hombres etiquetados como heterosexuales, casados padre de familia. Que con el masaje quieren alguna participación de todo tipo. Algunos he hablado el tema y pasa porque le gusta explorar cosas que con sus esposas no pueden. Son los menos los que se asumen hay y llevan una vida socialmente correcta. Yo no los catalogaria y de hacerlo lo haría como personas que quieren disfrutar de su sexualidad en forma plena. Sin inhibiciones. Es frecuente que suceda en especial por el tipo de masaje que birndamos con mí pareja. Pero ponerles título me parece que no es necesario. Yo mismo no entro en algún título en forma completa saludos pablo302121@gmail.com

Entradas más populares de este blog

Zachary Quinto completamente desnudo

Zachary Quinto, actor abiertamente gay que interpretó a Spock en Star Trek, se mostró completamente desnudo en una fotografía. 
Si la foto en cuestión es real, podemos pensar lo mejor de los atributos de Zachary y el porqué su marido, Miles McMillan, está felizmente casado. Aunque aún se duda de su veracidad. Optamos por creer en sus medidas...

La tribu de los Etoro: La homosexualidad y el semen en el centro de todo

La tribu de los Etoro convive en la isla de Papúa situada en Nueva Guinea. El colectivo está conformado por un total de aproximadamente 400 personas que se dedican en grupo a la caza y a la agricultura. Como cualquier otra tribu cuentan con su sistema de creencias, ritos y prácticas relacionadas con la maduración y el paso a la adultez. Su cultura presenta una gran riqueza, aunque si por algo se caracterizan los Etoro es por promover las prácticas homosexuales entre los hombres relegando las heterosexuales únicamente a la procreación y a la continuación de la especie. Esta tribu presenta una concepción sobre la sexualidad algo particular. Entre algunas de sus creencias destaca el significado que le otorgan al semen. Según sus creencias, el semen no es creado literalmente por el propio cuerpo sino que los jóvenes deben ser inseminados por otros hombres de edad adulta para que sean más viriles. Además, según creen, las mujeres deben recibir el semen de otros hombres en su boca después …

¿Mariano Martinez se estaría comiendo a Franco Masini?

Por Lapo Lino | Se ha desatado una ola de rumores en las redes que vinculan a Mariano Martinez ex (de ex, ex, ex...) y Franco Masini, ex de Cande Tinelli (el tatto con patas). 
Los constantes coqueteos entre ambos, los continuos "ME GUSTA" en las redes y los múltiples y recíprocos comentarios desataron los rumores de que eran pareja y que estarían disfrutando también recíprocamente de los cuerpos de ambos, es decir se estarían comiendo mutuamente a la sombra de una amistad "entre hombres". 

Con frases como: "Con Mariano somos amigos... amigos íntimos, desde que lo conocí el siempre me apoyó en todo..." (y se sabe que con su prontuario de apoyador serial, Mariano Martinez le ha dado a todo aquello que esté tibio, más de 37º , tenga pelos y se mueva...)"El es muy importante para mi" "Desde la primera vez que nos vimos tuvimos la mejor onda"; "Recuerdo sus palabras: Estoy para vos, estoy para lo que necesites; (me encantó cuando me dij…