Ir al contenido principal

Bud Sex: hombres que les gusta el sexo con los de su género sin ser homosexuales

[avatar user="Gabo Hunt" align="right"]Gabo[/avatar]
Mientras más sucio y perverso, más escalofriantemente adictivo es el sexo. Cómo nos mostramos desnudos ante el otro, si nos gusta hacerlo con la luz prendida o apagada, si preferimos bañarnos antes o no, si lo queremos hacer en la cama, en la regadera, en la sala o en el piso, nos define. Judith Butler, importante y comprometida teórica de la sexualidad, ha escrito que la identidad sexual es una condición que se practica a diario. Maneras de hacerlo hay muchas y algunas veces éstas se manifiestan a través de la repulsión, otras como atracción, incluso podrían mezclarse el deseo, asco y miedo en un solo encuentro.

bud sex 1

El bud sex, por ejemplo, es un tipo de práctica sexual llevada a cabo por hombres heteros que tienen relaciones con otros de su género, muchas veces en secreto. Ellos comparten una masculinidad que difiere mucho del modelo "tradicional", pero eso no significa que se definan como bisexuales.

Muchos de estos hombres están casados con una mujer a la que aman y puede que tengan hijos a los que crían desde las normas del patriarcado. Puede que sean sacerdotes, empresarios, militares o se dediquen a una actividad que esté relacionada con puestos de poder (a los que sólo accede el género masculino). Aún dentro de estos círculos donde reconocer que te gusta otro hombre es una razón para ser desprestigiado, excluido y/o agredido, algunos tienen sexo con otro hombre en completo secreto.


Algunos investigadores dicen que algunos de estos hombres heteros con prácticas homosexuales, muestran un encarnado rechazo hacia los gays. De hecho, pueden llegar a considerarse homofóbicos y no por eso dejan de practicar el bud sex.

bud sex 2

Quienes practican el bud sex asocian el concepto "penetración" con la idea de feminidad y homosexualidad, es decir poseen una concepción 100 % machista. Chingar o ser chingado marca una diferencia en sociedades heteronormadas como México. Estos hombres machistas tienen relaciones, casuales o no, con otros de su género bajo el argumento de que sólo se trata de es sexo, puro placer. Estas personas aseguran que no hay nada sentimental en estos actos, por ello el nombre bud sex (sexo con un compañero o colega)

Esta práctica no es reciente, actualmente ha ganado popularidad debido a que se le ha asignado un nombre que intenta ser visible y aprobado para la sociedad. En la Grecia Antigua el conocimiento filosófico y político, así como las prácticas con más importancia para el estado, estaban restringidas para las mujeres; hecho que no impedía que se entendiera al sexo entre hombres como algo común.

bud sex 3

En cuestión de identidades sexuales la sociedad juega el rol de protagonista. Romper con las normas del patriarcado se enmarca en un proceso que se remonta al propio inicio de esta instrumentalización social. La revolución sexual de los 60 y su posterior estudio puso de manifiesto que las prácticas no tienen por qué estar ligadas al género; se pueden combinar, se pueden superar, proponer más nomenclaturas o eliminarlas.

Es probable que las identidades sexuales, tal como las conocemos desaparezcan, como lo indica la teoría queer. El hecho de que cada vez más personas no tengan que etiquetarse ni etiquetar a los demás da pie a una mayor libertad para asumir y practicar su sexualidad.

bud sex 4

Comentarios

MARKO A. NARVAEZ C. dijo…
Buenas TARDES. Es muy interesante el estudio que se ha realizado al respecto de las relaciones arriba analizadas, estoy muy de acuerdo en que los hombres no quieren que se sepa su verdadera inclinación con referencia a la intimidad del ser humano, pues Yo conozco Hombres que se dan de muy machotes y hablan mal del gay, cuando en su interior y criterio GOZAN MAS Y SE RELAJAN Y DISFRUTAN CUANDO LO REALIZAN. Gracias por esa valiosa investigación que han realizado, los felicito y sigan adelante un amigo mas de esta su pagina por este medio, MANC.

Entradas más populares de este blog

¿Sexo entre machos en el gimnasio? Y si, ocurre a menudo.

Por Diego De Alzaga | Un tema del que nadie habla por lo menos de puertas para afuera, pero que todos hacemos puertas adentro. A la pregunta:
¿Hay sexo entre machos en el gimnasio? 
La respuesta que sobreviene luego de algunos titubeos es: 
Y si, ocurre a menudo...
Además, a la pregunta si preferían usar ropa de entrenamiento cómoda o sexy en el gimnasio; el 40% dijo que la comodidad es prioritaria sobre la apariencia. Sin embargo, el 60% dijo que prefieren usar ropa sexy solo en caso de que conozcan a alguien que quieren impresionar.

Gimnasios con "onda" Acá te dejamos un ranking (de una encuesta que hicimos en twitter) de los gimnasios donde más se curte en Buenos Aires. Donde además de sacar músculos, te sacan la lech...

Megatlon, sobre todo el de la calle Rodriguez Peña 1062 y la sede Alto Palermo.

Sportclub, toda la cadena, ¿donde más se curte?, en la sede de Belgrano. 

Le Parc GYM: (Centro) no soy socio, pero el otro día haciendo un recorrido para cambiarme de GYM, yo vestido …

Otra historia de amor. Cuando un hombre conoce a otro hombre

Por Ale Kleinebesty | Mi tía Angélica era de esas mujeres que en los '70 no solo practicaba yoga, sino que vivía en Mendoza en una chacra con desniveles y alfombras, leía con un grupo de mujeres modernas como ella, autores franceses e ingleses; tomaba tés raros, en hebras, sin importarle ser la comidilla de la sociedad mendocina. Se teñía el cabello de color "champaña". Se podría decir moderna, progresista y adelantada. En su hoja de vida, contaba con un matrimonio que declinó, según se cuenta, por el alcoholismo del que era su marido, y luego sostuvo una convivencia con un técnico de aire acondicionado 15 años menor -¡si como lo leen!-, situación que con lo exuberante y llamativo de su cuerpo, hacía una mezcla letal para una familia tradicional del interior, como la mía. Mi madre -decía de su cuñada- que había nacido adelantada para su época. De su boca solo salían cosas extravagantes -de mujer inconveniente- Según la mirada de sus contemporáneas. En el barrio donde viv…

Revelaciones: ¿A pelo y sin culpas?

Por Gabo Hunt | Me llama mucho la atención la cantidad de flacos que aunque les revelo que soy sero+ hacen como si no escucharan y siguen adelante como si nada en su plan de penetrarme y tener sexo a pelo, muchos fundamentan que si estoy medicado y negativizado ya no contagio y que no hay nada que perder. ¿Pero quien está exento a las tentaciones?



Sexo de "en de veras" Las causas por las que una persona decide tener prácticas sexuales de riesgo son muchas, señala en su artículo ¿Quién está fallando, quién?, Ford Hickson, investigador de la Escuela de Higiene y Medicina Tropical de Londres, especializado en conductas de los hombres que tienen sexo con otros hombres (HSH). El autor describe que algunas de las razones que alientan dicho comportamiento son: el poder del placer sexual (“si no entiendes el riesgo sexual es, probablemente, porque no aprecias el deseo sexual”), la rápida expansión de la escena gay en “un amplio sector de negocios que ofrece servicios de contacto sex…