Ir al contenido principal

Crítica de “La noche nos persigue”, de Timo Tjahjanto (Netflix)


Es un literal “ver para creer”. Y lo que hace superior a esta película de la gran mayoría de las de género es su preferencia por los planos secuencia, que permiten ver de manera, digamos, más realista (y dolorosa) las escenas tal como fueron armadas. Lejos está el indonesio de recurrir a los cortes de montaje que generan intensidad por sí mismos. La mayoría de las secuencias se manejan con bloques de planos largos. Y la violencia e intensidad se vuelven mucho más efectivas. Si recuerdan el final de RIOT IN CELL BLOCK 99, bueno, imaginen lo mismo pero durante casi dos horas y con un nivel doble de bestialidad. Hay poquísimas cámaras lentas, aceleraciones o trucos visuales de esos que son tan caros a Hollywood. Cuando termina la película uno lo primero que piensa es en llamar a alguna enfermería. Esperemos que en Indonesia tengan buenos seguros médicos y sigan haciendo excelentes películas de acción como LA NOCHE NOS PERSIGUE.


El filme tiene una típica y simple estructura a lo videogame en la cual nuestro curioso antihéroe, Ito, debe hacer lo imposible para salvar a una niña de las manos de las peligrosas Tríadas del Sudeste asiático. Pero él no es inocente. Al contrario, es miembro de los Six Seas, grupo especializado y brutal de esas mismas Tríadas (una suerte de SWAT de la mafia) que liquidan aldeas enteras en operativos o para saldar venganzas. En un arranque de conciencia decide salvar a esta niña solitaria y ahí empiezan sus problemas. Todo el ejército mafioso se pone en contra suyo (incluyendo dos fatales asesinas de increíbles recursos), liderados por Arian, un viejo amigo suyo que ahora lo enfrenta. De su lado, otros viejos amigos de esa misma banda que integraban con Arian y una invitada especial que aportará alguna inesperada solución cuando la cosa se complique.



“No hagan esto en sus casas, niños”, sería la recomendación de un padre preocupado. Pero, a la vez, para los que además somos admiradores del buen cine de acción asiático es imposible no salir fascinado de la experiencia de ver LA NOCHE NOS PERSIGUE, lo nuevo del realizador indonesio de HEADSHOT. Los que vieron esa película (que pasaron en Mar del Plata 2016) seguramente recordarán esa brutal carnicería narrada con ingeniosas y claramente bien diseñadas y coreografiadas escenas de acción. Bueno, la nueva película de Tjahjanto duplica —o triplica— a aquella en brutalidad y talento para la puesta en escena de situaciones violentas. Estamos, sin dudas, ante un nuevo clásico del cine de acción asiático. Y una nueva definición de la palabra carnicería.


Olvídense del ya viejo cine de acción de Hong Kong y hasta de Johnnie To. Esta película, si bien está más cerca de títulos como THE RAID, de Gareth Evans (los protagonistas, Joe Taslim e Iko Uwais, son los mismos, el último también coreógrafo de las escenas de acción) o del propio S. Craig Zahler, las empequeñece en comparación. Para decirlo de otro modo: Tjahanto es una bestia. Cinematográfica, sí, pero también en cuanto a lo que se atreve a mostrar. Su película dura dos horas y, salvo unos 20, 25 minutos, consiste de una escena de acción tras otra, todas llevadas a cabo con una pericia cinematográfica extraordinaria (el Park Chan-wook de la época de OLD BOY miraría esto con envidia) y un nivel de imaginación para la demolición del cuerpo humano pocas veces vista.


Sí, es cierto, la trama es lo de menos pero ayuda saber dónde uno está parado, especialmente porque el realizador siempre apuesta por la claridad a la hora de los enfrentamientos. La película empieza con una masacre y, tras plantearse la situación central, continúa, casi ininterrumpidamente, con enfrentamientos de todo tipo y color. Tjahjanto opta por distintos escenarios pero trata de centrarse más que nada en enfrentamientos cuerpo a cuerpo o con armas blancas, más allá de unas pocas excepciones. Y lo que logra es, a la vez, una coordinación coreográfica notable, una intensidad creciente y una literal carnicería de huesos rotos, sangre y visceras que obliga al espectador a gritarle obscenidades a la pantalla de Netflix, que adquirió la película en su estreno en Fantastic Fest en septiembre y la puso en su pantalla el 19 de octubre.

Comentarios

Entradas más populares de este blog

Zachary Quinto completamente desnudo

Zachary Quinto, actor abiertamente gay que interpretó a Spock en Star Trek, se mostró completamente desnudo en una fotografía. 
Si la foto en cuestión es real, podemos pensar lo mejor de los atributos de Zachary y el porqué su marido, Miles McMillan, está felizmente casado. Aunque aún se duda de su veracidad. Optamos por creer en sus medidas...

La tribu de los Etoro: La homosexualidad y el semen en el centro de todo

La tribu de los Etoro convive en la isla de Papúa situada en Nueva Guinea. El colectivo está conformado por un total de aproximadamente 400 personas que se dedican en grupo a la caza y a la agricultura. Como cualquier otra tribu cuentan con su sistema de creencias, ritos y prácticas relacionadas con la maduración y el paso a la adultez. Su cultura presenta una gran riqueza, aunque si por algo se caracterizan los Etoro es por promover las prácticas homosexuales entre los hombres relegando las heterosexuales únicamente a la procreación y a la continuación de la especie. Esta tribu presenta una concepción sobre la sexualidad algo particular. Entre algunas de sus creencias destaca el significado que le otorgan al semen. Según sus creencias, el semen no es creado literalmente por el propio cuerpo sino que los jóvenes deben ser inseminados por otros hombres de edad adulta para que sean más viriles. Además, según creen, las mujeres deben recibir el semen de otros hombres en su boca después …

¿Mariano Martinez se estaría comiendo a Franco Masini?

Por Lapo Lino | Se ha desatado una ola de rumores en las redes que vinculan a Mariano Martinez ex (de ex, ex, ex...) y Franco Masini, ex de Cande Tinelli (el tatto con patas). 
Los constantes coqueteos entre ambos, los continuos "ME GUSTA" en las redes y los múltiples y recíprocos comentarios desataron los rumores de que eran pareja y que estarían disfrutando también recíprocamente de los cuerpos de ambos, es decir se estarían comiendo mutuamente a la sombra de una amistad "entre hombres". 

Con frases como: "Con Mariano somos amigos... amigos íntimos, desde que lo conocí el siempre me apoyó en todo..." (y se sabe que con su prontuario de apoyador serial, Mariano Martinez le ha dado a todo aquello que esté tibio, más de 37º , tenga pelos y se mueva...)"El es muy importante para mi" "Desde la primera vez que nos vimos tuvimos la mejor onda"; "Recuerdo sus palabras: Estoy para vos, estoy para lo que necesites; (me encantó cuando me dij…